Atienda la testosterona para evitar disfunción eréctil

Después de los 50 años es importante que los hombres monitoreen su producción de testosterona.

Los problemas sexuales deben hablarse en pareja.

Los problemas sexuales deben hablarse en pareja.

Foto: Thinstock
PUBLICADO: EST Feb 8, 2013 5:51 pm EST

Guadalajara (Notimex).- El experto en andrología del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, Gabriel Sandoval Huerta, resaltó la importancia de buscar atención médica especializada para los casos de una baja de testosterona.

Indicó que el descenso en los niveles de testosterona u hormona masculina, es un proceso propio de la edad, que inicia alrededor de los 50 años, aunque factores como el alcoholismo, el tabaquismo y la adicción a drogas ilegales, en especial cocaína, pueden acelerarlo.

"Baja del deseo sexual y problemas de erección son los síntomas más evidentes de la baja de testosterona", aseguró el médico, quien actualmente encabeza la clínica de Andrología, en el Hospital de Ginecobstetricia del Instituto en el estado.

Explicó que la baja de testosterona puede equipararse a lo que ocurre cuando la mujer llega al climaterio y la menopausia, por lo cual, el varón desarrollará también cambios en el estado de ánimo, pérdida de energía y de agilidad física, descenso en su masa muscular y ósea, con mayor riesgo de sufrir fracturas.

"Como muchas otras hormonas, la testosterona interviene en múltiples procesos, como la formación de proteínas y huesos, así como en el metabolismo de los lípidos e hidratos de carbono, en la producción de células sanguíneas y en la función hepática, por mencionar algunos", citó.

Añadió que la baja de testosterona, al margen de la disfunción eréctil, puede acarrear complicaciones como osteoporosis, diabetes, hiperlipidemias (incremento de grasa circulante en sangre) y, en consecuencia, se incrementa el riesgo de problemas cardiovasculares.

Por ello, reiteró la necesidad buscar atención médica especializada para, previo estudios, determinar qué tanto ha descendido la producción de testosterona y con base en esto, prescribir el tratamiento que básicamente consiste en la llamada terapia de reemplazo hormonal.

En este punto, resaltó que no todos los varones son candidatos al tratamiento con terapia hormonal, principalmente los pacientes con antecedentes de cáncer de próstata, porque éste se asocia precisamente con niveles altos de testosterona.

Recomendó que todo varón que experimente síntomas como pérdida de deseo sexual y de energía, problemas de erección, entre otros, acuda al médico.

De igual forma, es muy aconsejable evitar el alcohol, el tabaco y otras toxicomanías que, reiteró, está comprobado aceleran la baja producción de esta hormona.

El IMSS, a través de sus Programas Integrados de Salud (PrevenIMSS), incluye dentro de sus acciones para varones de 20 a 59 años, chequeos que, según la edad, buscan captar factores de riesgo, para revertirlos y de esta manera, conseguir una mejor calidad de vida para la población, concluyó.

Agrega un comentario

MÁS NOTAS

NOTICIAS