Aracely Arámbula está hecha toda una patrona (Video)

Aracely Arámbula habla de 'La Patrona', el nuevo drama de Telemundo que coprotagoniza junto a Christian Bach.

Aracely Arámbula encarna a la minera Gabriela Suaréz en la nueva telenovela, 'La Patrona'.

Aracely Arámbula encarna a la minera Gabriela Suaréz en la nueva telenovela, 'La Patrona'.

Foto: Telemundo
PUBLICADO: EST Jan 8, 2013 12:01 am EST

Las dos son bellas y con temperamento suficiente para defender lo que aman. Pero más allá del sentimiento, ambas se enfrentarán por ser llamada "la patrona".

Aracely Arámbula y Christian Bach, comparten por primera vez un melodrama, con personajes que podrían hacer historia en la historia de los culebrones, sobre todo para la primera.

En la nueva serie de Telemundo, La patrona, que comienza, Arámbula dará vida a la minera Gabriela Suárez y Bach, a la temible Antonia Guerra.

Ambas se disputarán el amor de Jorge Luis Pila en su personaje de Alejandro Beltrán, pero no como rivales, sino como nuera y suegra.

Era diciembre y el frío calaba hasta en los huesos en el Desierto de los Leones, el parque nacional al sur de la Ciudad de México, donde se grabaron algunas de las escenas de la telenovela y a donde ¡holaLA!, fue invitado.

Entre escenas y bien abrigados, los actores repasaban guiones, supervisaban maquillaje, se aseguraban que el peinado de las pelucas estuviera en su sitio y, de vez en cuando, se daban tiempo para las bromas entre ellos y con parte de la producción.

Pero una vez dada la orden de grabación, las chamarras era lo primero en salir y había que adaptarse otra vez a las bajas temperaturas.

Arámbula, amable como nunca antes de la grabación, cambió de inmediato su semblante y segundos después estaba hecha un mar de llanto. Una escena que tuvo que volver a repetir un par de veces más, a lágrima viva. Sin truco.

"Llorar tan rápido es parte del personaje: solo me concentro, me meto de lleno en el personaje y pienso que en realidad eso le [está pasando] a mi papá", confiesa la actriz en entrevista, un día después de la filmación.

La presencia de la otra patrona, Bach, impone. Su belleza, su elegancia y las indicaciones de cómo quiere cada cosa —sin exagerar— denotan una delicadeza que se rompe al entrar ella en contacto con la gente.

"¿Hasta dónde hay que caminar?", pregunta mientras atraviesa un camino empedrado donde es difícil caminar con zapatos altos, como los que llevaba, pero lo cruza a pie sin problema. Arámbula, en cambio, se deja ver lo menos posible y una camioneta aguarda fuera de su camerino para acercarla a donde hay que grabar.

La patrona — de la que Telemundo espera marcar otro éxito en términos de audiencia, tal como lo logró con La reina del sur—, narra la historia de Gabriela (Arámbula), madre soltera de un hijo, la única mujer que trabaja en una mina de San Pedro del Oro y que, además de ser rechazada por el resto de los mineros, debe enfrentarse a su futura suegra por el amor de Alejandro.

"Tengo un personaje con mucho carácter, difícil, un poco contradictorio", describe Pila. "Me ha costado trabajo entenderlo y [hasta el momento de la entrevista] estoy desesperado por tener los demás capítulos para lograr comprenderlo más".

Alejandro (Pila) es uno de los dos hijos de Antonia. Es atractivo, exitoso y, desde muy niño, ha tenido una mala relación con su madre, de quien vivió alejado pero regresa al pueblo, tras la muerte de su padre. Ahí es cuando conoce a Gabriela, de quien se enamora.

"Conozco a Christian desde hace años y trabajar con una actriz de esa talla es un orgullo", expresa el actor cubano. "Con Aracely, es divino [trabajar], desde el casting hubo una gran química".

Bach, quien le dio su primer trabajo como actriz a Arámbula, cuando produjo, Cañaveral de pasiones (1996), dice que todos los personajes, además de estar muy bien escritos, están cubiertos por un trabajo actoral de primera.

"Pila es una persona con fuerza y el personaje así lo es. Es el único que detiene a esta mujer [Antonia], a quien ni siquiera llama mamá, sino Guerra. Y es lo que se necesitaba: yo no quería un [actor] blando".

La actriz argentina, que hizo su carrera en México y considerada una de las mejores actrices en ese país, explica que el trabajo que está haciendo Arámbula con su personaje es de reconocerse.

"Aracely no es la buena estúpida: es una tipa fuerte, de agallas que se enfrenta con todo a la villana y eso hace que la historia sea más creíble".

Arámbula revela que cuando le presentaron el proyecto le pareció que el nombre y el personaje tenían personalidad.

"De hecho se lo comenté a mi hermano, que es mi representante, y cuando terminé de leer la descripción de Gabriela, me enamoré del proyecto", dice. "La he sufrido un poco, por la historia y por las condiciones en las que nos ha tocado trabajar".

Para Pila y Arámbula, los más difícil hasta ahora, es haber grabado dentro de una mina, un pueblo de Hidalgo, donde las temperaturas estaban bajo cero y ellos tenían que simular un ambiente cálido.

Lo que es un hecho, es que entre Arámbula y Pila —siendo la pareja protagonista— hay una química increíble. Tanto fuera como dentro de la telenovela.

La experimentada actriz y productora, Bach, dice que eso es lo mejor en la producción.

"Para una historia de amor, es muy importante que la pareja cuaje", describe. "Si la pareja no gusta, incluso al público, aunque todo sea maravilloso, no se antoja ver a esa pareja junta. Ellos tienen esa química, hay un atractivo —lo siento [Sebastián] Rulli, no, no es cierto", bromea la actriz.

La patrona, que es una producción de Telemundo Studios y realizada por Argos Televisión, fue grabada totalmente en diversas locaciones de México.

En el melodrama participan otros actores destacados como Javier Díaz Dueñas, con el personaje de Tomás "El tigre" Suárez, padre de Gabriela y aquien ya se refieren por ese apodo. También intervienen Christian de la Campa, Gonzalo García Vivanco, Manuel Balbi e Irene Montemar, por citar algunos.

En el caso de Arámbula, su trabajo con el personaje de "la patrona", podría marcar un importante reconocimiento en su carrera, después del mal sabor de boca que dejó con su actuación en Corazón Salvaje (Televisa 2009-2010), producción que fue un fracaso, por lo menos en este país.

Agrega un comentario

MÁS NOTAS