PUBLICADO: EST Nov 17, 2012 12:01 am EST

El castigo al 'Rey Castro'

Dios y la vida han castigado al Rey, al tirano Fidel Castro, omnipotente y prepotente comandante en jefe cubano, que en su momento exclamó 'El hombre puede más que la naturaleza', al pasar por Cuba el ciclón 'Flora' en el año l963 y que por su ineficacia y dejadez causó más de 1,700 muertes, cifra que siempre ocultó y antes había ordenado al asesino mercenario Ernesto Guevara de la Serna, mistificado después como 'El Ché' y a su hermano Raul Castro el fusilamiento de más de 10,200 cubanos sin derechos, ni juicios y causar allende el mar en el Estrecho de La Florida decenas de miles de muertos por las ansias de libertad del pueblo cubano esclavizado por el terror comunista, ahogados, devorados por los tiburones o muertos a tiros por los guarda-fronteras castristas, dividir las familias cubanas y fomentar la envidia y el odio al exilio político cubano, en base a la desinformación, mentiras y patrañas comunistas a los hermanos de los países hispanos del continente americano y al resto del mundo.

De intervenir el dictador Fidel Castro con ejércitos mercenarios en Angola en el continente africano con más de 50,000 soldados mercenarios cubanos, promedio en una guerra genocida durante 15 años, en Etiopía, con 12,000 soldados mercenarios cubanos, en Guinea Bisau, Argelia, Kenia, Venezuela, Santo Domingo, Granada, Nicaragua, Panamá, Bolivia, Argentina, Chile y decenas de países más con guerrilleros terroristas-comunistas y tambien Colombia desde l948, en que participó en el asesinato de Eliezer Gaitán para fomentar la revolución y hasta en Vietnam con miles de bajas civiles de hombres, mujeres, niños, ancianos y soldados mercenarios cubanos y de esos países.

Yo sólo quisiera escuchar otra vez a Fidel Castro en su derrota física, política y moral exclamar, o siquiera escribir una reflexión de que el hombre puede más que la naturaleza.

La naturaleza ha castigado al rey y los Estados Unidos también, Dios lo espera...

Agrega un comentario

MÁS NOTAS

NOTICIAS