Arañazos lo convirtieron en sospechoso de asesinato

Los rasguños profundos que Joseph Pabón presentaba lo convirtieron en sospechoso

Eridiana Rodríguez fue encontrada asesinada el 11 de julio de 2009.

Eridiana Rodríguez fue encontrada asesinada el 11 de julio de 2009.

Foto: Humberto Arellano / EDLP
PUBLICADO: EST Mar 23, 2012 12:01 am EST

Manhattan.- Joseph Pabón pasó de ser una persona de interés a ser sospechoso cuando la policía detectó los arañazos que tenía durante el interrogatorio realizado al día siguiente de la desaparición de Eridania Rodríguez.

El arañazo superficial en el rostro lo justificó como que se lo debía haber hecho al lavarse la cara y el del cuello al afeitarse. Fue cuando le preguntaron por sus tatuajes que al mostrarlos vieron que tenía arañazos más profundos en brazos y cuerpo, indicó el Detective John Vergona que lideró la investigación. Pabón dijo que debía habérselos hecho al ayudar con la mudanza.

Según declaró Vergona el 8 de julio del 2009 Pabón era el único trabajador del 2 de Rector Street al que no habían entrevistado porque se marchó enfermo y no vino a trabajar. Cuando, tras la llamada de su jefe, llegó al edificio alrededor de las 11:45 am estaba lleno de policías y le pidieron conversar en la estación a lo que Pabón accedió.

Le tomamos sus datos y le pedimos que nos relatara lo que había hecho el día anterior. "Nos dijo que su horario era de 9:00 am a 6:00 pm pero que ese día después de las 6:00 tenía que asistir en una mudanza operando el montacargas", respondió Vergona a preguntas de la fiscal Christine Keenan.

Según una de sus declaraciones nunca coincidió con Rodríguez pero en otra sí "a las 6:30 pm cuando tomó la basura del sexto piso y se encontró con ella, la saludó en español con un ¿Cómo estás?. Tomó la basura y siguió operando el montacargas".

Vergona indicó que fueron estas inconsistencias y las verificaciones que pudieron realizar de sus declaraciones las que le convirtieron en sospechoso.

Para Mario Gallucci su cliente colaboró porque no tenía nada que ocultar. Fue voluntariamente a la estación, donde le tuvieron alrededor de 20 horas. Cooperó firmando los derechos Miranda cuando a las 4:30 pm lo que era una conversación se convirtió en interrogatorio. Dio permiso para que le fotografiaran y él mismo se tomó la muestra de DNA. Galluci denunció que no le preguntaron si quería comer hasta las 5:00 pm.

La defensa citó las declaraciones que coincidían con el video y que tan solo a las 2:00 de la madrugada del día 9 Pabón se alteró. "Usted finalizó de interrogarle pasada la medianoche pero siguió en el precinto y otros detectives vinieron. Y por primera vez él se enfada y les dice '¡Ya les he dicho todo!'", resaltó Gallucci, recordando que el arresto de Pabón no se realizó hasta el 17.

En su recontra la fiscal Keenan listó las declaraciones que no coincidían como que había usado un baño del sótano o que estaba en el montacargas o en la recepción.

En su recontra Gallucci destacó la inconsistencia del Detective al decir que Pabón estuvo perdido por 56 minutos.

Agrega un comentario

MÁS NOTAS

NOTICIAS