Mexicano indocumentado asistirá al “Estado de la Unión”

Gabino Sánchez, un inmigrante en proceso de deportación que reside de forma ilegal en Carolina del Sur, fue invitado al discurso de Obama por el legislador Luis Gutiérrez

Luis Gutiérrez (d) y Gabino Sánchez (c) acompañado de su mujer (i) y uno de sus hijos.

Luis Gutiérrez (d) y Gabino Sánchez (c) acompañado de su mujer (i) y uno de sus hijos.

Foto: AP/Archivo
PUBLICADO: EST Feb 11, 2013 5:20 pm EST

Washington - Un mexicano indocumentado, en proceso de deportación, estará en las tribunas cuando el presidente, Barack Obama, ofrezca mañana ante el Congreso su discurso anual sobre el "Estado de la Unión", informó hoy la oficina del congresista que invitó al inmigrante.

Gabino Sánchez, que reside de forma ilegal en Ridgeland (Carolina del Sur), ha sido invitado a presenciar el discurso de Obama ante una sesión conjunta del Congreso por el legislador demócrata de Illinois, Luis Gutiérrez, quien lidera los esfuerzos por una reforma migratoria integral.

Sánchez, de 27 años, es padre de dos hijos nacidos en Estados Unidos pero afronta un proceso de deportación a menos que solicite amparo bajo una directriz emitida por Obama el año pasado que suspende la deportación de ciertos inmigrantes "sin papeles".

El Gobierno de Obama puso en marcha el 15 de agosto de 2012 una directriz que suspende durante dos años -aunque con permisos renovables- la deportación de buena parte de los jóvenes indocumentados que vinieron a EE.UU. cuando eran menores de edad.

Esa directriz, denominada Acción Diferida, abriga a indocumentados que puedan demostrar, mediante documentos, que tenían menos de 31 años de edad cuando se anunció la directriz, entraron a EE.UU. cuando tenían menos de 16 años, llevan cinco años de residencia consecutiva y no tienen historial criminal.

Según un comunicado de la oficina de Gutiérrez, Sánchez entró a Estados Unidos cuando tenía 15 años de edad y "ha estado viviendo y trabajando de forma pacífica en EE.UU. desde entonces".

Para Gutiérrez, el caso de Sánchez es una especie de "prueba" de las políticas de deportación de Obama, en particular porque su Gobierno ha puesto el énfasis en la expulsión de indocumentados que han cometido delitos graves, y ha querido mostrar flexibilidad con aquellos sin antecedentes penales y que tienen vínculos con sus comunidades.

Debido a su condición de indocumentado, Sánchez ha recibido en los últimos diez años múltiples cargos por delitos menores por conducir un vehículo sin la debida licencia, agregó la nota.

Gutiérrez conoció a Sánchez en noviembre de 2011 y se comprometió a ayudarle a evitar la deportación a México.

En mayo de 2012, Sánchez recibió un aplazamiento temporal de doce meses en su caso, lo que le permite, mientras tanto, trabajar de forma legal en EE.UU. y solicitar una licencia de conducir.

Sánchez ha iniciado los trámites para recibir protección bajo la Acción Diferida.

Además de presenciar el discurso de Obama junto con una constelación de invitados especiales tanto de la Casa Blanca como de líderes del Congreso, Sánchez participará el miércoles próximo en un foro sobre inmigración en el Capitolio con otros trabajadores inmigrantes.

Agrega un comentario

MÁS NOTAS